piernas, lipolaser de piernas

Liposucción de piernas, lipoescultura, remodelaje corporal

Liposucción de piernas, lipoescultura, remodelaje corporal
Valore esta página

Liposucción de piernas, lipoescultura, remodelaje corporal

Consiste en aspirar a través de unas cánulas la grasa localizada en muslos, rodillas, pantorrillas y tobillos, o en alguna de estas zonas en concreto.

PERFIL DEL PACIENTE

Personas que deseen reducir el volumen de las piernas y mejorar su aspecto, y no lo pueden conseguir ni con dieta ni con deporte.

Personas que sufren lipodistrofia, es decir, herencia de piernas gruesas.

PROCEDIMIENTO

Cuando se produce una acumulación de grasa localizada en las piernas está indicada la liposucción o lipoescultura, llamada también remodelaje corporal. Estas alternativas quirúrgicas son mínimamente invasivas, es decir, no dejan cicatrices residuales y son las mejores opciones para conseguir un óptimo remodelaje corporal, ya sea de 1 kg como de 20 kg de grasa sobrante y perder varias tallas de ropa.

La cirugía se efectúa a través de pequeñas incisiones, por donde se introduce una cánula mediante la que se extrae el exceso de grasa, consiguiendo moldear la zona a tratar.

La intervención de remodelaje corporal se puede realizar también con finas cánulas convencionales más láser, o mediante ultrasonidos y láser. De este modo, no sólo se elimina la grasa de forma definitiva sino que se consigue una buena retracción de la piel.

Es la operación más variable que existe en cirugía estética puesto que se puede modificar desde unas simples cartucheras, muslos o rodillas a unas piernas completas desde los glúteos hasta los pies.

DURACIÓN DE LA INTERVENCIÓN

De 1 a 5 horas

PROTOCOLO

Preoperatorio

  • Evaluación de la zona para determinar la adecuación del tratamiento
  • Seguir pautas concretas que determine el doctor
  • Analítica y pruebas sobre el estado cardíaco y respiratorio

Anestesia

  • Local, epidural o general, según el tratamiento

Hospitalización

  • Ingreso de 24 h a 48 h

Postoperatorio

  • Retirada de puntos a los 5 o 6 días si no se reabsorben
  • Faja compresiva durante 1 mes
  • Medicación si se requiere
  • Revisiones obligatorias al cabo de unos días, de unas semanas y de unos meses, según prescripción

Convalecencia

  • De 1 a 4 días según zonas y volumen extraído
  • Retirada de la faja compresiva al cabo de un mes
  • Masajes para optimizar la recuperación
RESULTADOS

Efectivos y duraderos

Sin cicatrices residuales

Aspecto rejuvenecido y muy mejorado

Mejora del perfil psicológico y la autoestima del paciente

GRADO DE DIFICULTAD

Intervención sencilla-mediana

NIVEL DE RIESGO

Bajo-medio

Riesgos propios de la intervención: asimetrías que puedan requerir un retoque para majorarlas

Riesgos de toda intervención: hemorragia, infección, alteración de la cicatrización

Sea cual sea tu caso, no dudes en consultarnos
Clínica Sanza, calidad de servicio
Ven a vernos sin compromiso o contacta con nosotros